ENRIQUECIMIENTO AMBIENTAL PARA CONEJOS

 

¿Cómo podemos mejorar la vida de nuestros conejos?

El enriquecimiento ambiental se define como la modificación del entorno de un animal que vive en cautividad. El fin es aportar entretenimiento y dinamismo a nuestros conejos, al mismo tiempo que evitamos problemas de comportamiento y salud mental. Es tan importante esta última como los cuidados básicos de nuestro animal.

¿Qué queremos estimular con el enriquecimiento ambiental?

Los comportamientos naturales de, en este caso, nuestros conejos, que serían los que haría en su hábitat natural: hacer madrigueras, forrajear, socializar, etc.

La primera necesidad que tienen los conejos en casa es moverse. En su medio natural pasan la mayor parte de su día buscando forraje para pacer, por lo que no es bueno que vivan encerrados en una jaula. Su jaula debe tener la función de refugio, letrina y, si queremos, comedero. El resto del tiempo, están más cómodos explorando y andando por la casa.

Si tenemos jardín o patio en casa, podemos sacarles un rato con un parque (pero cuidado con animales que puedan entrar a hacerles daño, como los gatos). Si no tenemos ocasión de que el animal viva suelto, necesitará algún momento para salir y desentumecerse. También son buenas opciones los refugios y los túneles.

Lo segundo que más tiempo ocupa en la vida de los conejos es comer. Para esto tenemos casi infinitas opciones, desde esconderles la comida para que la busquen hasta dispensadores caseros o comerciales que les tengan entretenidos un buen rato.

                                                                          

Para estimular la conducta de forrajeo podemos sembrar heno o hierba en una bandeja plana y ancha y dársela para comer (cuidando siempre de no usar productos químicos que puedan ingerir con la hierba).

 

Por otro lado, los conejos son seres gregarios, por lo que necesitan compañía. Lo ideal es que tengan un compañero o compañera (siempre castrados ambos), e incluso se llevan bien con las cobayas.

Si no tenemos opción de conseguirle compañía animal, lo ideal es que pasemos tiempo con él: juegos, caricias, o simplemente prestarles atención y que sientan nuestra compañía.

Comportamientos naturales de los conejos

Los conejos viven en madrigueras, por lo que uno de sus comportamientos más habituales es el de escarbar. Si los soltamos en el jardín es posible que nos hagan un par de agujeros. Si esto nos molesta o queremos estimular esta conducta, existen opciones tanto comerciales (cajas de arena especiales para ellos) como caseras, como podría ser llenar una caja de cartón con bolas de papel (nunca con tinta, como un periódico, pues podrían ingerirlo), heno y algún premio escondido para que escarben buscándolo.

Por último, existen multitud de juguetes en las tiendas que pueden gustarles. Si no queremos gastar dinero podemos fabricarlo nosotros mismos. La mayoría de ellos suelen servir para que los roan o para que los lancen por los aires. Lo único que debemos cuidar, tanto si los compramos como si los fabricamos, es que no contengan materiales peligrosos (químicos, maderas que se astillen, componentes que se puedan tragar, etc.) y que no puedan ser una fuente de accidentes como caídas de altura o partes punzantes.

Si tienes cualquier duda sobre el cuidado de los conejos ponte en contacto con nosotros.    

 

2018-03-14T20:48:35+00:00